Escala Ludwig para alopecia femenina

Home / Blog / Escala Ludwig para alopecia femenina

evolucion_calvicie_femenina

La escala Ludwig mide el avance o evolución de la alopecia en mujeres.

En la actualidad, la calvicie ha dejado de ser un problema asociado únicamente a los hombres pues los casos de alopecia femenina han ido en aumento. Y así, las estadísticas apuntan a que 4 de cada 10 mujeres la sufrirán en mayor o en menor grado sobre todo tras la menopausia.
En el post de hoy hablaremos acerca de la escala de Ludwig como el medio para jerarquizar las distintas fases, estadios o niveles de alopecia que estás padeciendo si eres mujer.

Causas de la alopecia femenina

La pérdida de pelo en mujeres se debe principalmente a estas causas:

  • tratar el pelo de forma inadecuada: tratamientos abrasivos que van desde el calor del secador hasta el tinte, pasando por desrizados, rizados, extensiones, planchas, etc.
  • fricción inadecuada: esos estirones y meneos fuertes que le das al pelo cuando te lo secas con la toalla pueden estar causándole mucho daño. Cambia de hábitos, utiliza una toalla de fibras finas para absorber más y mejor la humedad de tu pelo. No frotes con brusquedad ni te retuerzas el pelo, así no dañarás ni romperás las cutículas.
  • evita los peinados tirantes: las trenzas, coletas altas, altísimas, muy prietas y estiradas causan la denominada “alopecia por tracción“, que provoca la caída de pelo y en muchas ocasiones su pérdida definitiva. Estirar el pelo de ese modo ocasiona daño en el folículo piloso y puede llegar a debilitarlo de tal forma que acabe por no volver a salir pelo de él. Una buena razón para cambiar de look.
  • una dieta poco equilibrada y falta de vitaminas: tu cuerpo y tu pelo te piden vitaminas, escúchalo. Las vitaminas se consiguen siguiendo una dieta equilibrada rica en frutas, verduras, legumbres, además de grasas y proteínas de calidad. Los complejos vitamínicos (aunque nunca pueden sustituir a esos hábitos de alimentación saludables), también te serán de gran ayuda.
  • embarazo: este será el cambio biológico que más afecte a la salud y estado de tu pelo. Por lo general, crecerá muy rápido y de manera abundante. Sin embargo, el baile hormonal que se vive en esta etapa también trae como consecuencia que en ocasiones se caiga, sobre todo después del parto, cuando el sistema hormonal vaya volviendo poco a poco a la normalidad.
  • menopausia: los casos de alopecia aumentan exponencialmente en la menopausia. Al igual que en el embarazo, el desajuste hormonal provoca también cambios en el pelo.
  • factores genéticos: la alopecia, al igual que el color de los ojos o el color del pelo, se transmite genéticamente en en ADN. Si en tu familia (sobre todo materna), existen casos de alopecia femenina puede que tú hayas heredado esa condición.

consejos_cuidar_el_pelo_alopecia_femenina_Microfue

La alopecia de patrón femenino debida a factores genéticos no es reversible. Habrá medicamentos como minoxidil o finasteride que puedan frenarla o dotar al pelo existente de más densidad, e incluso tratamientos como PRP (plasma rico en plaquetas) o la mesoterapia con los que se conseguirán buenos resultados, pero el único tratamiento con el que lograrás superarla es con el trasplante capilar.

El avance de la alopecia en la mujer se mide con una serie de grados que vienen determinados en la escala de Ludwig.

¿Qué es la escala Ludwig?

La escala Ludwig mide el avance de la alopecia en mujeres, basándose en la pérdida de densidad capilar en zonas localizadas. La alopecia androgénica femenina se manifiesta generalmente en pérdida de pelo en la parte superior y central de la cabeza, coincidente con la línea que la divide en dos. Comienza con un afinamiento del cabello que acaba provocando su desaparición y la zona comienza a clarear.

El origen de la escala de Ludwig

En los años 50 el Dr. James Hamilton sentó las bases de la primera clasificación de la alopecia en hombres y en 1975 el Dr. O´Tar Norwood la perfeccionó estableciendo más subgrados.

Siguiendo esta línea y observando que en la década que va desde 1970 a 1980 los casos de alopecia femenina iban en aumento, el doctor Erich Ludwig definió una nueva escala para medir la alopecia femenina. A partir de este momento y siguiendo el patrón allí descrito, comenzó a ser más sencillo y exacto diagnosticar alopecia en mujeres.

 

escala_ludwig_alopecia_calvicie_femenina_trasplante_capilar_TurquiaLa escala Ludwig clasifica el avance de la alopecia en mujeres en 3 grados

  • Grado 1 de la escala Ludwig. Alopecia discreta
    Se caracteriza por una línea central poco despoblada en la que el pelo de la zona del medio de la cabeza se ha ido afinando hasta tal punto que deja entrever el cuero cabelludo. Esta línea clareada puede disimularse cambiando de peinado pero se recomienda visitar a un especialista para ponerle remedio cuanto antes. Puede ser tratada con Minoxidil o, en según qué casos, también con Finasteride.
  • Grado 2 de la escala Ludwig. Alopecia moderada
    La densidad del cabello ha ido disminuyendo en toda la parte superior y central de la cabeza siendo cada vez más apreciable el cuero cabelludo. El pelo que crece lo hace ahora de forma más lenta, es cada vez más fino y de peor calidad.
  • Grado 3 de la escala Ludwig. Alopecia severa
    El espacio central ya es claramente notable y la densidad del cabello es muy baja. En este punto la caída del cabello se intensifica, la zona afectada empieza a tomar una forma circular y es mucho más extensa, recordando a la alopecia androgénica masculina en sus fases más avanzadas. Este estadio es el menos común y el porcentaje de mujeres que lo alcanzan es muy bajo.

Solución a la alopecia femenina

Si bien es cierto que la alopecia femenina puede tratarse con medicamentos orales (finasteride) o de uso tópico (minoxidil), con tratamientos de mesoterapia como ya explicamos más arriba,  tratamientos hormonales antiandrogénicos o suplementos vitamínicos, estos solo podrán mantener la situación, mejorar el cabello existente y frenar su caída. Sin embargo, no te harán recuperar el cabello perdido. Para esto, la única solución efectiva -y definitiva- es el trasplante capilar FUE. En el caso de la mujer, se debe realizar una analítica exhaustiva previa para determinar si eres o no apta para el trasplante y contar con visto bueno del doctor.

Trasplante capilar método FUE

Este sistema de trasplante consiste en extraer folículos de uno en uno de la zona donante de la paciente e injertarlos en la zona despoblada.

Con un alto porcentaje de éxito, la intervención se realiza bajo anestesia con lo cual es indolora (incluso se puede optar por la anestesia sin dolor), tiene una duración aproximada de entre 6 y 9 horas, no deja ninguna cicatriz y su postoperatorio es muy liviano, ya que al día siguiente podrías reincorporarte sin problema a tu vida normal. Además, dependiendo de tu caso particular, incluso no será necesario cortarte el pelo o raparte la cabeza, aquí tienes algunos ejemplos.
El crecimiento de los nuevos cabellos injertados comenzará a ser verdaderamente visible a los tres meses (aunque deberá pasar un año para comprobar su resultado final) y lo hará de forma natural e idéntica a como crecían en la zona original. Esto es: si era blanco, seguirá siendo blanco; si era rizado, seguirá siendo rizado; si crecía rápidamente aquí también crecerá así.

En este enlace encontrarás imágenes de mujeres que un día se decidieron por el trasplante capilar y cambiaron su vida para siempre. Anímate y consúltanos sin compromiso.

Escala Ludwig para alopecia femenina
5 (100%) 2 votos

WhatsApp Logo WhatsApp